Recursos para el Desarrollo Rural de la Comunidad Yakima (RCDR) ha conseguido una subvención federal de 500 mil dólares para establecer un programa de préstamos rotativos para las empresas rurales que están en marcha y desean de ampliar su negocio.

El préstamo fue garantizado la semana pasada, justo antes de la conclusión del año fiscal 2013, dijo Luz Bazán Gutiérrez, presidente de RCDR, antes del cierre federal debido al impasse del presupuesto en el Congreso. Los fondos aumentarán el acceso a crédito a las empresas que son propiedad de dueños de origen latino y Nativo Americano de bajos ingresos.

Gutiérrez dijo que la organización había estado trabajando con la agencia federal, Economic Development Administration, quien otorga la financiación desde noviembre de 2012.

“Ninguna parte del dinero irá a las operaciones. Todo tiene que ser utilizado para los préstamos dentro del Condado de Yakima y otras comunidades rurales marginadas por la depresión económica”, dijo Gutiérrez. “Estos serán grandes préstamos para ayudar a crear más trabajo”, apuntó.

Los préstamos son los que hacen que el programa siga adelante, dijo Guzmán.

Como el dinero es reembolsado con una tasa de interés de 9 por ciento, abre la oportunidad a que otras empresas apliquen. Uno de los requisitos para recibir el préstamo, es demostrar que como resultado va mantener o crear un mínimo de 20 puestos de trabajo, explicó Gutiérrez.

“Tienen que demostrar que el préstamo les va ayudar a mantener sus puertas abiertas o que va a generar más empleos”, subrayó Gutiérrez.

Actualmente, la organización está aceptando solicitudes para préstamos a través de dicho programa. Los interesados pueden llamar al teléfono 509-453-5133. La subvención federal se centra específicamente en ayudará a las empresas propiedad de latinos y nativos americanos.