Reina Almon, oriunda de Yakima y con ascendencia latina, se convirtió a principios de mes en Miss Washington.

Como embajadora del estado, Almon se prepara para competir en el concurso Miss Estados Unidos, programado para el 15 de septiembre, en Atlantic City, Nueva Jersey.

“Es un gran honor haber sido elegida”, expresó Almon en entrevista con El Sol de Yakima, dijo sentirse lista para enfrentar a las más de 50 seleccionadas de cada estado de la unión americana, además de Islas Vírgenes y Puerto Rico.

“Ellos estarán orgullosos de mí, no siento presión, eso me quita el estrés”, comentó Almon al señalar que sin importar el resultado que obtenga en el concurso, cuenta con el apoyo incondicional por parte de su familia, amigos y seguidores.

Por supuesto, el sueño de Almon es transformarse en la Señorita Estados Unidos. Así que pese a su ocupada agenda –que la ha mantenido viajando por tres semanas a través de los diferentes puntos cardinales del estado- la Señorita Washington, se enfoca en el concurso de Nueva Jersey, que se transmitirá a nivel nacional, en la cadena de televisión ABC.

Entre las presentaciones que Almon tendrá en dicho concurso, se encuentra una canción al estilo Broadway, que a veces ensaya “en el coche y en la ducha”, dijo. Sus presentaciones verbales y entrevistas las considera puntos fuertes para mantenerse bien posicionada.

Su experiencia en los escenarios le otorga otro acierto. En 2008, Almon se coronó como Adolescente Sobresaliente del Condado de Yakima. En 2009, llevó el mismo título, a nivel estatal. En 2011, se ganó la corona de Miss Yakima. En 2012, compitió en el concurso Corazón Dulce y éste año, se coronó Señorita Washington.

Además, Almon colabora con organizaciones relacionadas con proyectos sustentables y a favor de la ecología, como parte de su plataforma. Asimismo, continúa en apoyo de la organización Children’s Miracle Network.

Detrás de la Reina

Después de coronarse Señorita Washington, Almon recibió su propio departamento, un automóvil nuevo, regalos y una beca de 20 mil dólares para continuar su profesión. Lo anterior, proveniente de la organización a la que representa y diversos patrocinadores.

Con éste “glamour”, aclaró ella, tiene también responsabilidades. Con su nuevo puesto, que es también un trabajo, tuvo que suspender por un año sus estudios universitarios en Eastern Washington University, en Cheney.

En estas últimas semanas “estoy trabajando con la comunidad”, aclaró la joven de 21 años, al mencionar que sostuvo varias reuniones en el área de Seattle, Olympia, Tri-Cities, Spokane y viajó a Orlando para hablar sobre drogas y alcoholismo.

En un futuro próximo piensa agregar en su agenda a Yakima para tratar los mismos temas y añadir el de planeación.

“Quiero hablar de la importancia de hacer buenas decisiones, de obtener buenas calificaciones y participar en la comunidad”, puntualizó Almon, quien desde los 8 años eligió su profesión y desde los 13, se preparó para este concurso.

Como ejemplo de lo que predica, Almon planeó llegar hasta el concurso de Miss Estados Unidos. Una justa que otorga 50 mil dólares en becas escolares a la ganadora, un salario y demás regalías durante un año.

“Nada para hacerse rico, son becas y servicios”, puntualizó Almon. Quien si obtiene la corona, pretende destinar su dinero a concluir su profesión en EWU e ingresar a la Universidad Gonzaga para especializarse en leyes.

“Espero ser un ejemplo para las jóvenes de Yakima”, subrayó Almon mientras los instó a lograr sus metas.